Miembros de la Asociación de Recicladores del Barrio San Francisco.

 

En una época en la que es posible organizar cada aspecto de nuestras vidas desde un celular, podemos decir que todo está -casi literalmente- al alcance de la mano. Hacemos pedidos del supermercado, completamos formularios oficiales, organizamos un viaje, acciones que antes eran engorrosas pero que hoy son fáciles y cómodas. ¿Qué pasaría si aplicamos esta simpleza a actividades de gran impacto, como el reciclaje, que creíamos que eran complejas? 

Conocé cómo una alianza entre varios sectores está logrando precisamente eso para el reciclaje en Asunción: que más y más familias se sumen a separar sus residuos y así contribuir a que el reciclaje sea una realidad, desde la comodidad de sus hogares.  

Cómo facilitar el reciclaje

El primer paso para facilitar la recuperación de los residuos, permitiendo que estos se conviertan en recursos, es la separación en origen. Es decir que, cuando desechamos botellas de plástico o cartones de leche en casa, debemos juntarlos únicamente con otros materiales reciclables de su misma categoría. 

De esto se trata Mi Barrio Sin Residuos, la iniciativa que busca promover el reciclaje en Asunción, con la recolección diferenciada de los materiales reciclables y conectando a los vecinos de 5 barrios de la capital con la Asociación de Recicladores del Barrio San Francisco, un colectivo de recicladores urbanos. Esta propuesta innovadora apunta a contribuir a la construcción de una ciudad más circular, a través de una alianza multisectorial que incluye a Coca Cola Paraguay, la Municipalidad de Asunción, el MADES y el PNUD, en el marco del Proyecto Asunción Sustentable.

Mediante una plataforma sencilla, los vecinos pueden inscribirse para participar de la iniciativa, que consiste en que los hogares separen sus reciclables en origen, para luego entregarlos a un servicio de recolección diferenciado, ejecutado por la empresa social Soluciones Ecológicas, en colaboración con la Asociación de Recicladores del Barrio San Francisco y con el apoyo de la Fundación Moisés Bertoni. 

"Me inscribí a Mi Barrio Sin Residuos porque noté que hay pocas personas que están haciendo algo por cuidar el ambiente. La idea me pareció genial y original, es importante que nos motiven a reciclar y cuidar nuestra ciudad". 

Camila Correa, participante de Mi barrio Sin Residuos.

Plásticos, cartones, papeles, aluminios, metales y tetrapak, todos los materiales son recolectados y clasificados por los miembros de la asociación en el taller de reciclaje del Barrio San Francisco y vendidos a empresas recicladoras locales, cerrando el círculo y permitiendo que estos sean transformados en nuevos materiales. 

Innovación y colaboración desde el principio

En el marco del proyecto Asunción Sustentable, ya se habían desarrollado una serie de acciones enfocadas en el fortalecimiento de la Asociación de Recicladores del Barrio San Francisco y la instalación de un taller de reciclaje. Esta experiencia fue la base para una innovadora colaboración con el Laboratorio de Aceleración del PNUD, donde se implementaron desde entrevistas y talleres para conocer el día a día de los recicladores,  hasta un mapeo participativo y detallado de sus rutas, puntos de recolección y las dificultades a las que se enfrentan diariamente. Esta información fue la base para definir donde debían centrarse inicialmente los esfuerzos de Mi Barrio sin Residuos, para lograr optimizar el reciclaje y potenciar el trabajo ya realizado por los recicladores.

 

Taller de reciclaje del barrio San Francisco. Foto: PNUD.

 

Cifras que hablan sobre el éxito de la iniciativa

Mi Barrio Sin Residuos nos deja una clara enseñanza: cuando los ciudadanos tienen la oportunidad de contribuir a facilitar el reciclaje, la van a aprovechar. Más de 150 viviendas están adheridas a la iniciativa, brindando suficientes reciclables para llenar cada semana los 5 motocarros de la Asociación que trabajan en la recolección diferenciada en cada barrio. En  cinco meses de operación, se han logrado recuperar más de 7.300 kg de materiales reciclables, lo cual resulta en un incremento aproximado del 20% para los recicladores

También hemos aprendido sobre los aspectos que debemos mejorar, como la necesidad de contar con más capacitaciones e información para aumentar el conocimiento de los vecinos sobre cuáles son los materiales reciclables y cuáles no. Para capitalizar todos los aprendizajes, el Laboratorio de Aceleración de PNUD lleva adelante la evaluación de impacto de la iniciativa. Desde el lado de los vecinos, implementamos una encuesta digital a través de una muestra aleatoria de hogares participantes y no participantes de Mi Barrio Sin Residuos, que nos permiten medir cómo el piloto está impactando en las prácticas y conocimientos sobre el reciclaje, los niveles de confianza hacia la comunidad y los recicladores y otros aspectos relevantes a este dilema de acción colectiva.

Desde el lado de los recicladores, realizamos entrevistas en profundidad a los 5 recicladores del Barrio San Francisco que participan de la iniciativa y realizamos observación participante de las actividades que realizan antes, durante y después de los recorridos. Finalmente, organizamos una jornada de evaluación participativa de la experiencia, con el fin de entender qué beneficios trajo Mi Barrio Sin Residuos para cada uno de ellos, y qué desafíos quedan por resolver para hacerlo más sostenible.  

 

Griselda Cantero, presidenta de la Asociación de Recicladores del Barrio San Francisco. Foto: Soluciones Ecológicas.

 

"Con mi trabajo puedo sostener a mi familia y, además, ayudo al medio ambiente. Me dicen que lo que yo hago puede cambiar el mundo. No sé si es cierto, pero lo hago feliz."

Griselda Cantero, recicladora de Mi Barrio Sin Residuos.

Mi Barrio Sin Residuos es una iniciativa que tiene el potencial para cambiar hábitos de reciclaje y mejorar la confianza entre los hogares y los recicladores, apuntando también a incrementar la productividad de la recuperación de materiales reciclables.

La iniciativa avanza, impulsando a sus organizadores a proponer nuevas formas de facilitar el reciclaje en Asunción, inyectando innovación para lograr la mejora continua. El proceso de aprendizaje continuo en base a esta primera experiencia permitirá evaluar cómo escalar Mi Barrio Sin Residuos y seguir contribuyendo a una economía y a una cuidad más circular. 

 

Icon of SDG 08 Icon of SDG 11 Icon of SDG 12 Icon of SDG 13 Icon of SDG 17

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Paraguay 
Ir a PNUD Global