Mapeando soluciones para innovar en contexto de crisis

 

La pandemia del COVID-19 nos enfrenta con la necesidad repentina de innovar en medio de la crisis: ¿cómo lo hacemos bajo tanta presión? En esta nueva entrega del #AccLabPY, damos continuidad a nuestra serie sobre aprendizaje para el desarrollo, presentando la primera etapa de nuestra metodología: el Descubrimiento a través del Mapeo de Soluciones, con ejemplos del momento que nos toca vivir.

 

 

Inspirado en la etnografía, esta metodología ayuda a identificar necesidades, problemas y oportunidades a partir de la observación de las soluciones desarrolladas por las personas que enfrentan personalmente un desafío. Muchas comunidades enfrentan de manera admirable el impacto del COVID-19, y creemos que los conceptos que compartimos aquí podrían ser útiles para innovar en medio de la crisis.

 

Los tres conceptos claves del Mapeo de Soluciones

En la lógica del mapeo de soluciones, tres conceptos son claves. El primero es la innovación desde abajo, que es impulsada por personas directa o indirectamente afectadas por un problema, cuando inventan soluciones en base a su experiencia y conocimiento profundo del mismo. Este tipo de innovación señala la existencia de una necesidad insatisfecha, generalmente no reconocida por gobiernos o empresas, y refleja un tipo de conocimiento sobre la problemática generalmente ausente en las instituciones, pero que ellas pueden aprender a observar y aprovechar para innovar.

Un ejemplo de este tipo de innovación en la crisis del COVID-19, son los grupos de ayuda comunitaria que emergieron en varios países, que derivó iniciativas de articulación como COVIDMutualAid.org y FrenaLaCurva.net. La necesidad insatisfecha aquí tiene que ver con la ausencia de un sistema de cuidados coordinado para grupos en riesgo que no cuentan con dicho soporte en sus hogares.

La innovación desde abajo es frecuentemente impulsada por participantes (o usuarios) líderesgrupos o individuos que se adelantan, siendo los primeros en generar o adoptar soluciones a un problema, descubriendo nuevos usos para viejas tecnologías o mecanismos creativos para mejorar la funcionalidad de procesos o tecnologías deficientes. La motivación de los participantes líderes reside generalmente en resolver un problema concreto de su comunidad antes que el lucro que podría generar. Un ejemplo de participante líder es Jayde Powell, la estudiante universitaria de Nevada que creó el servicio gratuito de delivery Shopping Angels, para atender a personas en alto riesgo, buscando financiar sus esfuerzos a través de una campaña de crowdfuding.

El tercer concepto clave es la desviación positiva, que encara la resolución de un problema persistente en un cierto contexto, a partir del estudio de los casos excepcionales en los que el problema fue solucionado en otros contextos. Identificar y analizar “desviaciones positivas” permite extraer lecciones sobre buenas prácticas, impulsando un proceso de difusión de nuevos hábitos o comportamientos exitosos que difieren de la norma. En la crisis actual del COVID-19, países como Corea del Sur (que ha logrado aplanar la curva de nuevos casos), Taiwán, Singapur y Hong Kong (que han mantenido bajo su número de casos), representan casos de desviación positiva que tienen mucho que enseñarnos a través del mapeo de sus soluciones.

Mapeando soluciones en la práctica

De manera previa a la crisis por el COVID-19, realizamos un primer ejercicio de Mapeo de Soluciones a través de un Taller con comunidades locales, funcionarios de gobierno, representantes de la sociedad civil e investigadores académicos, en el que exploramos (1) qué problemas cotidianos enfrentamos, que podrían representar grandes desafíos; y (2) qué soluciones exitosas existen, que se desvían de los enfoques tradicionales, frecuentemente no tan exitosos.

 

 

Los problemas señalados desde la experiencia cotidiana y las soluciones exitosas compartidas, dieron origen a una rica y diversa bitácora de observaciones con 109 contribuciones únicas de los aproximadamente 50 participantes que formaron parte del ejercicio. Entre los problemas identificados, tres temas fueron los más frecuentes: (1) la calidad de vida, (2) los espacios públicos, y (3) la salud pública. Mucho antes que el COVID-19 nos impacte, las comunidades locales ya entendían que uno de nuestros desafíos principales, a nivel local, era el de fortalecer y expandir aún más nuestro sistema de salud pública, que hoy representa nuestro principal frente de batalla ante esta crisis.

Interesantemente, cuando miramos a las soluciones consideradas exitosas, varios de los temas que emergieron representan uno solo relacionado a (1) la participación ciudadana, seguido por soluciones que tienen que ver con (2) educación, y (3) gestión de residuos. Notablemente, la cultura participativa y el ejercicio responsable de la ciudadanía, en combinación con la educación, son claves para asegurar que las medidas de distanciamiento y de mitigación tengan adopción masiva por parte de todos.

 

 

Cada uno de estos temas nos señala un potencial desafío de frontera para nuestros ciclos de aprendizaje. Su relación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) nos indican el alineamiento potencial de nuestras acciones para acelerar el logro de estas metas antes del 2030. Los tres más importantes son claves en este contexto de crisis: el desarrollo de ciudades y comunidades sostenibles (ODS 11), el establecimiento de alianzas para lograr los objetivos (ODS 17) y el desarrollo de la salud y bienestar (ODS 3).

 

El mapeo de soluciones es un punto de partida para establecer alianzas y colaboraciones. Estas son algunas iniciativas que nos entusiasman y a las que esperamos contribuir.

 

Los detalles de cada ejercicio realizado en este taller forman parte de esta Guía Metodológica, que esperamos sirva de inspiración a lectores que quieran facilitar procesos colaborativos para mapear la innovación desde abajo y la desviación positiva en este contexto de crisis por el COVID-19.

 

Mapeo de Soluciones en la Crisis del COVID-19

Aunque el COVID-19 nos mantiene alejados del trabajo de campo, el mapeo de soluciones en la red de Laboratorios de Aceleración del PNUD no se ha detenido. A través de murales colaborativos y otros medios, toda la red intercambia continuamente ejemplos de innovación desde abajo y desviación positiva.

En Paraguay, hemos reorganizado nuestras prioridades para enfocarnos en el desafío del inevitable impacto socioeconómico de la epidemia, con un foco en los actores más vulnerables, como los trabajadores informales que dependen de su ingreso diario para sobrevivir y que hoy están desprotegidos. Para explorar posibilidades de intervención para el corto, mediano y largo plazo, documentamos iniciativas de mitigación de los gobiernos en todo el mundo a través de este mural colaborativo y esta encuesta online, clasificando iniciativas de acción ante la epidemia, de los distintos países, y específicamente, de los laboratorios de la red. Pronto estaremos compartiendo novedades sobre como esperamos contribuir con nuestra metodología de aprendizaje a la generación de soluciones apropiadas para mitigar al máximo el impacto socioeconómico negativo de la epidemia en los sectores de trabajo informal y alta vulnerabilidad.

Hasta entonces, te invitamos a probar por tu cuenta los conceptos del mapeo de soluciones en tu comunidad, descubriendo y compartiendo las innovaciones desde abajo y las desviaciones positivas que encuentres en esta lucha compartida contra el COVID-19.

 

Read this blog post in english here.

 

Icon of SDG 03 Icon of SDG 11 Icon of SDG 17

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Paraguay 
Ir a PNUD Global